Nuestros Masajes

Masajes Antiestrés

Los masajes relajantes están destinados a mejorar y aumentar la producción de endorfinas en nuestro cuerpo, con el objetivo principal de aumentar el bienestar de la persona, además de aliviar la tensión y conseguir un estado mental de relajación, a través de manipulaciones y pases suaves.

Maderoterapia

Este tipo de masaje utiliza instrumentos de madera, anatómicamente diseñados para estimular cada zona del cuerpo sin causar lesiones en sus tejidos. 

Su gran efecto drenante es ideal para tratar la celulitis en zonas localizadas, reducir y definir el cuerpo, además de lograr el mejor y más perfecto resultado, altamente visible desde la primera sesión.

Ayurvédico & Geotermal

 Estos masajes tiene como finalidad aportar bienestar y calma en la persona que lo recibe,  alcanzar el equilibrio entre la energía del organismo y los elementos de la naturaleza. Durante milenios, los egipcios y prácticamente todas las culturas han usado una combinación del tacto, el calor (termoterapia) y piedras como herramientas terapéuticas, así como la combinación de esencias florales, el sonido y otras técnicas ancestrales que invitan al cuerpo a equilibrarse.

Drenante & Circulatorio

Consiste en maniobras manuales muy suaves, basadas en un profundo estudio del sistema linfático, se realizan con el fin de drenar o desplazar la linfa.
Está recomendado en problemas de retención de líquidos, circulatorio, así como para eliminar todo tipo de toxinas como las que ingerimos a través de la alimentación, los cosméticos, el entorno, etc.

Reflexología podal

La reflexología podal es una técnica terapéutica basada en la estimulación de puntos sobre los pies. Estas zonas denominadas de reflejo corresponden a distintas partes del cuerpo, por lo que masajeándolas de forma indirecta o refleja los órganos, músculos u otras partes del cuerpo reciben un estímulo curativo, obteniendo un efecto local en los pies muy importante para tratar y prevenir muchos problemas. 

Masaje Bio Enérgetico

En este tipo de masaje se utilizan distintas técnicas, como el trabajo energético de los chakras, la aromaterapia o la cromoterapia.
Consiste en realizar un testeo previo y una posterior limpieza y equilibrio a través de los Chakras o los siete centros de energía del cuerpo.
El objetivo es reequilibrar nuestra energía a través de los puntos energéticos, chakras y meridianos que tenemos en nuestro cuerpo nivel celular físico y energético.